Costa Rica inició la vacunación contra el coronavirus con una aplicación a una mujer de 91 años

Compartir

Costa Rica se sumó a México y Chile en iniciar su campaña para inmunizar a la población con la vacuna conjunta de los laboratorios Pfizer/BioNTech contra la Covid-19, recién llegada en medio de una segunda ola de contagios, que comenzó con una aplicación a una mujer de 91 años.

«Doña Elizabeth Castillo de 91 años es la primera persona en Costa Rica en recibir la vacuna contra la Covid-19. Es una realidad. Con la llegada de la vacuna de Pfizer/BioNTech, iniciamos la vacunación», informó el presidente Carlos Alvarado en su cuenta de la red social Twitter.

El jefe de Estado precisó que la vacunación comenzará con los grupos prioritarios, de mayor riesgo, y progresiva y sostenidamente será inmunizado el resto de la población, sometida además a una serie de medidas restrictivas para contener la propagación del coronavirus SARS-CoV-2.

La campaña comenzó por los residentes del Hogar de Ancianos Propam en la municipalidad de Tres Ríos (centro), donde también fueron vacunados los especialistas del Centro Especializado de Atención de Pacientes con Covid-19.

Alvarado anunció recién ayer la llegada de un primer lote de vacunas del laboratorio estadounidense Pfizer, una noticia que calificó de «esperanzadora», aunque llamó a la población a mantenerse alerta por la continuidad de la pandemia, recogió la agencia de noticias Sputnik.

Alvarado acudió ayer al aeropuerto Juan Santamaría, en la capital San José, para recibir el vuelo con las primeras 9.750 dosis, que llegaron a las 21.

El país centroamericano aprobó la semana pasada el uso de vacunas del dúo farmacéutico estadounidense-alemán Pfizer- BioNTech contra la Covid-19 para sus habitantes, aunque en ese momento se había precisado que estarían disponibles recién en el primer trimestre de 2021.

«Costa Rica tenía que comprometerse (con las vacunas) antes de que estuvieran aprobadas (…) Estamos en este momento cosechando buenas decisiones en esa selección de vacunas», remarcó el presidente de la Caja Costarricense del Seguro Social, Román Macaya.

La situación es precaria en el sector hospitalario, pues la Caja Costarricense de Seguro Social informó ayer que solo quedaban disponibles nueve de las 116 camas de Unidad de Cuidados Intensivos destinadas a atender a pacientes en estado crítico.

Cinco gremios del sector reclamaron al ministro de Salud, Daniel Salas, medidas extraordinarias ante la gravedad de la crisis sanitaria que vive Costa Rica, donde la pandemia se convirtió en la principal causa de muerte en 2020.

El Ministerio de Salud reportó 1.138 nuevos casos de Covid-19 anteayer, y ya suman 161.942 desde la irrupción del coronavirus, en marzo pasado, con 2.065 fallecidos.